Blog

Cambia la perspectiva

Cambia de perspectiva

Siempre tendremos situaciones en nuestra vida que se presentan una y otra vez y no logramos salir de ellas o por lo menos pasarlas con una amable sonrisa, siendo que a veces lo único que llegamos a necesitar es cambiar la perspectiva de las cosas, lo que podría funcionar es colocar el corazón por encima de la cabeza, cómo? Así es el corazón encima de tu cabeza literalmente.

En Hatha Yoga hay asanas (posturas) que se llaman inversiones y literal el corazón se encuentra físicamente encima de tu cabeza y esto conlleva muchos beneficios físicos más allá de poder ayudarte a cambiar la perspectiva de las cosas.

Todas ellas fortalecen las cervicales, aumentan la irrigación del cráneo, mejoran las capacidades mentales, la vista y el oído, equilibran el sistema hormonal y aportan armonía.Revitalizan todo el organismo, retiran el peso corporal de las piernas, aliviando la presión.

Es toda una experiencia ver el mundo de este modo: dado vuelta. Te otorga otra perspectiva de ti en relación al mundo. Nos obliga a trabajar con los temores muy humanos de perder equilibrio y estabilidad. Tener la capacidad de invertir tu cuerpo y quedar sostenido sobre tu cabeza por un periodo razonable de tiempo te libera, te hace sentirte liviano, mas libre. Las asanas invertidas poseen un efecto de drenaje sobre los órganos pélvicos y abdominales, mientras que los órganos vitales, como el cerebro, el corazón y los pulmones se llenan de sangre. Son posturas recuperadoras, que aportan vitalidad, equilibrio mental y estabilidad emocional. Mejoran la circulación y tonifican el sistema glandular. Colaboran en la concentración, porque se incremente el aporte de sangre al cerebro y son una gran ayuda para el sueño. 

Así que si en algún punto de tu vida te llegas a encontrar con este gran reto, hazlo sin miedo y sin llegar a dudar, te aseguro que la grata satisfacción de haber logrado una postura de este tipo es lo mejor que te pasará en el día!

Ver más

Cuestión de reconectar

Cuestión de Reconectar 

La rutina diaria que llegamos a tener puede generar un estado en nosotros de aburrimiento, desinterés por nuestras propias actividades e incluso un desinterés por nuestro bienestar físico. El poder desconectarte de la rutina llega a crear un espacio en tu mente para poder retomar ese interés por el presente, por uno mismo.

Este fin de semana tuve la oportunidad de ir a Bacalar una hermosa laguna de 7 colores en donde puedes tener un perfecto fin de semana de escape; el cual todos nos merecemos de vez en cuando, poder tomarnos un fin de semana simplemente para desconectar y volver a conectar con uno mismo.

      La rutina diaria que llegamos a tener puede generar un estado en nosotros de aburrimiento, desinterés por nuestras propias actividades e incluso un desinterés por nuestro bienestar físico. El poder desconectarte de la rutina llega a crear un espacio en tu mente para poder retomar ese interés por el presente, por uno mismo.

La mente por lo general trabaja a través de la memoria, lo que ocasiona que generemos reacciones, respuestas involuntarias e inconscientes lo que evita que nos encontremos realmente en el presente, en el famoso “aquí y ahora”. El poder conectar nuevamente con ese presente requiere de poder generar  una estabilidad emocional y mental; ¿Cuál sería la forma mas adecuada de comenzar con esto? Desconéctate! Comienza desde cero, date esa oportunidad! Contempla el amanecer estando solo, aprende a estar contigo mismo, a observar que sucede en tu mente en ese estado de tranquilidad. Cuando comienzas a entrar en este estado, tu mente comienza a trabajar de una manera consciente y deja la memoria atrás, deja de reaccionar y comienza la respuesta consciente, que significa? Que serás capaz de observar todas las situaciones de una manera detenida pero eficiente y no reaccionarás ante cualquier estímulo que se te presente. el disfrutarse a uno mismo en veces puede ser mas que suficiente para pode reconocer el presente, hay que desconectarse para volver a conectar con uno mismo, encuentra esa manera de poder generar este desconecte, esta oportunidad de volver a comenzar desde cero, no necesariamente tienes que ir al lugar mas paradisiaco y lejano para poder comenzar, a veces simplemente es cuestión de apagar tu celular e ir a un lugar cercano de tu casa en donde puedas estar tranquilo por lo menos una hora. Date esa oportunidad.

Ver más

El concepto de la NO violencia

El concepto de la NO violencia

 

Mohandas Gandhi llegó a plantear la No violencia de una manera muy sencilla de comprender: “¿Tengo que soportar a quienes me crean dificultades o tengo que destruirlos? El buscador comprendió que quien se dedicaba a destruir a los demás no avanzaba, sino que simplemente se quedaba donde estaba, mientras que soportaba a las personas dificultades avanzaba y a veces incluso llevaba a los demás consigo; ya que al luchar contra el enemigo que imaginaba en el exterior, descuidaba al enemigo que llevaba dentro.

Esto nos lleva a manejar la No violencia como un amor hacia uno mismo, que es donde comienza esa lucha contra el enemigo interno que todos tenemos, a veces no llegamos a reconocer estos signos de violencia que tenemos hacia nuestro ser, nos lastimamos inconscientemente a través de ciertos actos físicos y mentales, el hecho de comer hasta reventar, desvelarte excesivamente, el abuso del alcohol, no ejercitarte, etc. Al momento de generar conciencia del daño que le hacemos al cuerpo a través de estos actos inmediatamente los moderarás y con el paso del tiempo podrás reconocerlos plenamente para poder detenerlos.

En la práctica de Yogasanas (posturas) es normal que llegues a escuchar la práctica de la Ahimsa (no violencia en sánscrito) refiriéndose a cuidar el cuerpo a través de los movimientos consientes, no lastimarnos forzando al cuerpo para poder llegar a la postura mas compleja o la postura que llegas a ver redes sociales. Afortunadamente llegue a conocer este concepto antes de lastimarme mas de lo que ya lo había hecho, actualmente mi cuerpo tiene lesiones de años atrás por no haber escuchado ni respetado los límites que este me hacía saber o a veces me llegaba a pedir a gritos el parar. Este es el enemigo interno con el cual tenemos que luchar que con el tiempo deberemos considerarlo como nuestro amigo, como ese recordatorio de que aún eres capaz de sentir dolor y detenerlo antes de lastimarte. Estos actos de no violencia se transforman como amor, tal cual lo describía Mohandas Gandhi, este mismo amor y respeto que llegamos a generar hacia nuestro ser, llevarlo a cabo hacia cualquier ser vivo (personas, animales, árboles). No violentes tu ser, así dejarás de luchar contra ese enemigo interno y dejarás el sufrimiento atrás.

Ver más